De mecánicos y buenas experiencias

Los roles de lo que antes hacíamos mujeres y hombres han ido cambiando con los años y el caso del mantenimiento de los autos no es la excepción. Desde que las mujeres fueron colonizando los diferentes espacios de la esfera pública y comenzaron a generar sus propias ganancias económicas, ahora también somos las usuarias de servicios que tradicionalmente estaban en manos de los hombres de la casa: esposos, padres, hermanos e incluso hijos.

Así, nos encontramos frente a un importante sector que, tradicionalmente, no había sido tomado en cuenta y entonces surgen las preguntas ¿Cómo nos sentimos las mujeres ante la oferta de servicios de mantenimiento automovilístico existente?, ¿Qué queremos de esta clase de servicio?.

Pues primero les voy a contar eso que las mujeres creemos de los servicios de mantenimiento automotriz y debo de advertir que la mayoría está basada más en creencias, en experiencias pasadas contadas o en mitos colectivos (como la película mexicana Necesito dinero donde Pedro Infante era mecánico y se enamora de una mujer sólo porque le gustan sus piernas). Sí es gracioso, pero no por eso menos cierto.

Para empezar nos referimos al servicio automotriz como “ir al mecánico” y seguimos considerando que muchos de ellos son más bien talacheros o gente que aprendió el oficio pero que no fue a la escuela para formarse. Así pues, el trato que esperamos de los mecánicos es de acoso sexual, que sean informales, empíricos, nos vendan servicios que no necesitamos y que inventen fallas inexistentes, además de que nos traten con una condescendencia como si tuviéramos 10 años y tuviéramos problemas de aprendizaje.

Y ciertamente, por desgracia, aún hay personas con este perfil y trato, pero en honor a la verdad, la mayoría de los “mecánicos” ya son jóvenes, o no tanto, pero egresados de escuelas de educación superior y de trato amable; aunque siempre existe la posibilidad de que nos atiendan con condescendencia, con términos desconocidos y no nos expliquen bien. Y esta es la razón por la cual llevar nuestros autos al servicio nos pone los pelos de punta.

Algunas evitamos el tema si compramos el coche de agencia y entonces con el pretexto de la garantía, pasamos ahí los primeros dos años, aún cuando el servicio no sea el óptimo; pero una vez librando este periodo, creo que los talleres de servicio automotriz tiene un gran número de clientas potenciales, por lo que podrían aplicarse un poco más.

Y es que como con cualquier servicio, lo que esperamos es un trato amable, formalidad en los tiempos de entrega, que se nos explique con claridad y sentir que la relación costo-beneficio vale la pena y bueno, ya si me preguntan qué más, en lo personal, me encantaría que hubiera más mujeres “mecánicas”, porque si algún taller contrata mujeres, quiere decir que cree que las mujeres somos seres pensantes ¡Y vale la pena ir ahí!

Es decir, quisiéramos poder confiar que nuestro coche está en buenas manos y tener la certeza que lo que pagamos es lo justo, de no tener que preocuparnos por acosos o malos tratos o estar a la defensiva en cuanto a eso que se nos mal explica, es decir, quisiéramos que cuando le toque servicio a nuestros automóviles no fuera un dolor de cabeza, sino algo normal y que no aporte más estrés a nuestras vidas.

De conseguir algo así no duden ni un momento en que pasaremos la voz y, ese taller automotriz que nos respetó y dio un servicio diferencial, contará no solo con nuestra fidelidad, sino con nuestra amplia recomendación. Porque hoy, las mujeres nos encargamos de coches.

Contáctanos

Av. Insurgentes Sur 1863
Guadalupe Inn, 01020
Álvaro Obregón, Ciudad de México

(55) 12.09.10.79

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.
Logo KAR

KAR es una empresa que ofrece servicios de entrenamiento y capacitación integral automotriz y de diagnóstico en sitio. Brindamos soluciones para mejorar el desempeño de su personal y su empresa. Lo invitamos a navegar en nuestro sitio para conocer a fondo nuestros servicios.

Acerca de KAR

Contacto

Av. Insurgentes Sur 1863
Col. Guadalupe Inn, 01020
Álvaro Obregón, Ciudad de México

(55) 12.09.10.79

Redes Sociales